Queridos Reyes Magos

Queridos Reyes Magos,

Me gustaría que hicieseis llegar esta carta a todos los hombres que andan buscando a la mujer de su vida, para ver si así empiezan a entendernos un poco más y conseguimos que este año triunfe de una vez por todas el amor en pareja. Ahí va:

 

Querido hombre que buscas a la mujer de tu vida,

No te imaginas lo importante que es hacer sonreír a esa mujer que te hace sentir especial: esos momentos de risas hacen que conectéis más y que hasta el amor sea más explosivo, ¡palabra de Rose Apelton!

Intenta ser cariñoso y romántico, pero en su justa medida, ya que, si te pasas de «pastelón», puedes provocar en ella subidas repentinas en sus niveles de azúcar que no pueda digerir. Si no sabes cómo hacerlo, simplemente pregúntale a ella o déjate fluir, pero no finjas ser lo que no eres por querer agradarla: ella te ha elegido a ti por ser así y, sabrás que es el amor de tu vida cuando podáis ser vosotros mismos sin que ninguno de los dos quiera cambiar al otro.

lo que no implica que no tengáis que adaptaros el uno al otro en determinadas ocasiones para poder compatibilizar su forma de ser con la tuya.

Ten en cuenta que los detalles nos encantan. De la misma forma que nos resulta importante saber que pensáis en nosotras, así que dedícale un ¡Buenos días!, un ¡Dulces sueños! o cualquier otra dedicatoria bonita y sincera. Sé que cuando recibes un mensaje de esa mujer especial, te encanta y sonríes, así que imagínate esa sensación multiplicada por tres y sabrás cómo se siente ella cada vez que recibe un detalle tuyo.

Sabrás que ella es la mujer de tu vida porque os sintáis a gusto a solas, conversando sin necesidad de estar rodeados de gente, mientras se os pasa el tiempo volando, y porque en la intimidad conectéis a la perfección, así que permítele y permítete ser natural, para que los complejos que podáis tener nos os bloqueen en esos maravillosos momentos de sexo explosivo y placentero.

Para tu información, a las mujeres nos encanta que nos abracen: aunque por fuera nos veáis como las mujeres más valientes y osadas del mundo, a veces guerreras, el simple hecho de poder sumergirnos entre vuestros brazos y permitirnos sentirnos débiles por un momento, no tiene precio, así que tenedlo en cuenta y permite a esa mujer que te hace sentir tan especial, refugiarse en uno de tus abrazos el tiempo que necesite y disfruta de esa sensación de sentirte un héroe para ella en ese instante.

No tengas vergüenza de cogerla de la mano mientras paseas con ella ni de demostrarle tus sentimientos en público. Siéntete orgulloso de tenerla a tu lado, y sé consciente de que tú la has elegido a ella, pero ella también te ha elegido a ti, así que deja atrás los miedos que puedas tener a compartir tu vida con la de ella – dure lo que dure -, y fluye, permítete sentir esa sensación tan maravillosa de estar con la mujer adecuada, con esa persona con la que puedes sentirte tranquilo, en paz, con la que puedes dejarte llevar tanto por vuestros besos que hasta los párpados se os cierren y deja que tu imaginación vuele… permítete sentir esa energía que fluye entre los dos en ese preciso instante, conscientes de que ese momento no se repetirá jamás… de que habrán otros si la relación avanza, sí, pero cada uno tendrá su magia propia. Y la disfrutaréis.

Ten por seguro que sabrás que ella es la mujer de tu vida y tú el hombre de su vida cuando os podáis comunicar con solo miraros. Pero el hecho de que os podáis comunicar con sólo una mirada no significa que podamos leeros la mente: podemos ser brujitas, sí, pero no somos adivinas, por lo que, si esa mujer que te hace sentir tan especial no te hace preguntas en modo «FBI» y, por el contrario, te deja libertad para que le cuentes lo que decidas en cada momento, no creas que es por falta de interés, ni porque ya lo sabe. Así que, aunque estés cansado o estresado por el trabajo, dedica el tiempo necesario para hablar con ella, para aclarar los malentendidos que puedan surgir y para disfrutar de haber encontrado a esa mujer tan especial en ese momento de tu vida. Será precisamente ahí, en esos instantes, cuando te des cuenta de lo agradecida que esa mujer puede llegar a ser y del bienestar que te causará también a ti ese detalle que has tenido con ella, y te hará olvidarte de ese día tan negro que puedas haber tenido ¡palabra de Rose Apelton!



Sabes que unas mujeres somos más enamoradizas que otras, pero aunque veas que esa mujer que te hace sentir especial está “pillada” por ti, quizás enamorada…, nunca, NUNCA, des por hecho que eso significa que la vas a tener en tu vida a tu lado incondicionalmente por siempre jamás…¡NO! Ten en cuenta que hoy está, pero que la falta de cariño, de mimos, de pasión, durante largos periodos de tiempo, puede provocar que esa magia desaparezca sin apenas darte cuenta… Sobre todo, si permites que ese pánico que puedas tener al compromiso haga que tardes mucho en decidirte a estar con ella, a mantener una relación más en exclusiva.

Si esa mujer es de las mías, no tendrá miedo a decirte que quiere apostar por ti, si está convencida, si siente que puedes ser tú esa persona especial que anda buscando. Te dirá que quiere una relación formal, aunque le dé pánico pensar en lo que pueda depararos el futuro, se lanzará a la aventura de descubrirte y de que la descubras…simplemente porque se dejará llevar por lo que siente en ese momento, así que sé sincero en todo momento con ella y no le hagas lo que no te gustaría que te hiciera a ti.

De la misma forma, si al final consigues “atrapar” su corazón, no te relajes. El hecho de que en un momento de su vida decidiese apostar por ti, no significa que ya vaya a estar a tu lado por los siglos de los siglos… Ella es humana e, igual que tú, necesita nutrirse de ternura, amor, cariño, pasión, detalles y, sobre todo de risas, de muchos momentos de risas contigo… Cuenta con que todo eso ella te lo dará si es la persona adecuada para estar contigo, porque las mujeres somos más dadas a expresar nuestros sentimientos, así que, si algún día lo vuestro continúa bonito y decides comprometerte con ella, te recomiendo que en tu pack nunca falte eso y que se lo dediques día a día, simplemente porque quieres, porque te sale así hacerlo, desde lo más interno de tu corazón.



Y, por último, no permitas que se instale la rutina en vuestra relación: juega, imagina, idea cosas con ella o para sorprenderla a ella, haz que cada día sea un reto lleno de maravillosas aventuras y haz que la vida, que tu vida, sea más divertida a su lado.

Un afectuoso abrazo de tu Querida Amiga,

Rose Apelton

PD. Sus Majestades, para mi simplemente:

Se solicitan unos Reyes Magos nuevos…

 

Queridos Reyes Magos, Reconozco que este año he sido mala en ocasiones, mala no en el sentido erótico-festivo del término –que también – , sino como cuando enfadaba tanto a mis padres que me llaman por mi nombre completo… pero todo fue porque hace tiempo aprendí en un libro que

“Las chicas buenas van al cielo, y las malas a todas partes”
Y vosotros sabéis que yo soy una mujer de mundo…así que no tenía más remedio que pasarme al lado oscuro para poder hacer turismo… 😆 


Creo que entre vosotros y yo no hay una comunicación adecuada, y que, a este paso os tendré que nominar a los premios Óscar, por las películas que me hacéis protagonizar cada año… agggggrrr…  

 

porque entre eso y los peluches que me mandáis, tenemos trama más que suficiente para hacer una película de surrealismo terrorífico… porque con todas las ranas que me han ido apareciendo por el camino, estoy que monto un estanque…  así que
 

 

He de deciros que no soy perfecta, pero bien sabéis que hay que admitir que conmigo el Universo se lució, y mis defectos son encantadores ;-)… Y que, pese a ello, lleváis unos años un tanto despistados, y

creo que, en lugar de traerme a mi media naranja, un día de juerga loca que tuvisteis probando esas sustancias que lleváis con los camellos, hicisteis un zumo con el hombre de mi vida o lo enviasteis por error a otra persona…


Sí, sí… sé que a veces yo también parezco un poco loca porque canto en la ducha y suelo ir hablando sola por la calle… pero es que, en ocasiones, necesito oír los consejos de una experta 😉  

 

Reconozco que últimamente no celebro mucho la Navidad ni decoro mi casa… aunque las luces del módem la iluminan cual luces del arbolito, ¿no os parece? 😉


Dicen por ahí que “Si algo está destinado a suceder, siempre encontrará la forma de manifestarse”, pero debe ser que el amor de mi vida no sabe dónde vivo…


Así que os agradecería que me echaseis una mano con este tema y, si lo encontráis por el camino, os lo subáis al camello y me lo traigáis a casa directamente… porque

o llega ya o a este paso el único lugar donde voy a tener sexo va a ser en mi carnet de identidad…


Por cierto, una duda, ¿a Macarena la ayudasteis con eso de darle alegría a su cuerpo? Porque como le fuera a la pobre igual que a mí, apañada acabaría… Bueno, voy al grano que me enrollo:

 

Con cariño, Vuestra Querida Rose Apelton.

¡¡S.O.S. necesito el manual sobre cómo sobrevivir a la Navidad sin pareja!!

 

¿Soy yo sola la que piensa que las Navidades son para estar felices en pareja?

¿Soy yo sola la que está deseando que acaben pronto las Navidades, porque estas fechas resultan especialmente “crueles” para los que estamos solter@s??

No sé si os pasa a vosotr@s, pero

estar sin pareja en Navidad es como cuando ves a un gato negro: a unos les gustaría serlo y a otros les rechinaría …

Y es que la Navidad parece que sea una época en la que estamos obligados a tener pareja, ya que se mezcla el frío y la necesidad de estar acompañad@ en casita, con las múltiples comidas y cenas familiares y de amigos que sólo ves una vez al año… Sí, en esas en las que parece que todos han evolucionado con sus vidas menos tú… y que lo primero que te preguntan cuando te ven es  

 

Pero, claro, en esos momentos se nos supone que las Navidades son época de felicidad y paz, así que te toca sacar a relucir tu sonrisa de “La Mona Lisa”, poner en práctica esa respiración profunda que te enseñan en yoga con cuidado de no asfixiarte, y dejar salir un

“Pues sí, ¡¡va a ser eso!!… Que seré muy exigente con los hombres… pero ¡qué se le va a hacer!»


Y ¿qué os parece el tema de la televisión?

Bastante mal lo pasamos los solter@s del mundo durante todo el año, como para que la tele no pare de restregarnos con sus películas románticas que esta es una época del año en la que es posible que te tropieces con el hombre de tu vida (tropiezo en el sentido literal del término) y, en lugar de explicarle cuatro cositas a tu orgullo – porque ese día que ha nevado resulta que te has puesto tacones y el hielo de la acera te hace agarrarte al primer abrigo que pasaba por allí como si no hubiera un mañana – resulta que dentro de ese abrigo está el hombre de tu vida… Y él, en lugar de empezar a soltar pestes por su boca por haberle tirado al suelo del contigo, se enamora de ti y tú de él… y con ese amor a primera vista rodeados de nieve, en vez de sentir frío, tienes un subidón de libido más que interesante…

Y es que, según las pelis románticas de Navidad, en esta época suceden milagros de este tipo… ¡¡vaya tela!!

En Navidad tienes dos opciones en la tele: ver películas románticas de Navidad o documentales de animales, que terminan apareándose…

Lo dicho, que odio pasar las Navidades sin pareja y, precisamente por eso, todos los años nos juntamos las amigas el día antes de Nochebuena para irnos de fiesta loca… para desahogarnos antes de que empiece el martirio al que nos someten la familia, amig@s que solo ves en esta época del año y amig@s que tienen pareja ya….

 

Así que allí estábamos todas las amigas ataviadas con trajes de fiesta, camino del restaurante, cuando a Blanche se le ocurrió la genial idea de tomarnos antes un aperitivo en un garito que estaba de moda… Y fue llegar y entrar en ese sitio súper atestado de gente cuando, de repente, a Dorothy le dan un empujón que casi la hace caer al suelo… Se volvió al chico que le había empujado y empezó a palidecer por momentos y a hacer aspavientos con la mano, como si hubiese visto un fantasma… Fue ahí cuando me di cuenta de lo que quería decirnos… más bien, decirme… ese chico era uno de mis ex… pero no un ex cualquiera, ¡¡no!!, era

ese ex que te deja una huella difícilmente borrable… Ese ex que cuando, después de muchos años de relación, de golpe y porrazo te suelta “es que ya no te quiero”, sientes morirte, sientes que algo dentro de ti se ha roto y quieres desaparecer en ese mismo momento… ese ex a partir del cual no sabes si vas a poder amar de nuevo y confiar en alguien más alguna vez en tu vida… sencillamente ese ex…

Ahí estaba, de pie enfrente mío, guapísimo remataó como siempre, con su sonrisa perfecta, acompañado por un grupo de amigos…  

En ese preciso momento cerré los ojos, pedí que la tierra se abriese bajo mis pies y me tragase… ¡¡literalmente!! Pero muy a mi pesar, no pasó nada más que lo que temía… Mis amigas me empujaron hacia él y él decidió saludarme como si no hubiera pasado nunca nada entre nosotros… y me dijo:

“Vaya, vaya… si está aquí mi Querida Rose Apelton”

y me soltó dos besos que provocaron en mí un terremoto interior, me hicieron ponerme roja como un tomate, y anularon capacidad de pensar y de hablar, tanto que sólo fui capaz de responderle con un hola que sonó al “Jo-jo” de Papá Noel… y un ¿¡cuánto tiempo!? Y así puedo decir que, literalmente,  

Allí, los dos parados uno enfrente del otro, mirándonos a la cara, fue como si el mundo se hubiese parado y creo que literalmente lo hizo… porque mis amigas se quedaron quietas como congeladas, boquiabiertas, sin soltar palabra alguna… Y él se puso a hablarme de su vida, tratando de averiguar si yo tenía pareja o no… Me dijo que lo acababa de dejar con la chica a la que cambió por mí y que estaba pasando por una época de reflexión… y me preguntó:

“Rose, con lo bien que nos llevábamos ¿es posible que tú y yo seamos amigos algún día? ¿Por qué no quedamos para tomar un café y retomamos esa amistad que un día tuvimos?

Ahí me dieron ganas de decirle:

¿tú eres así o te dan apagones cerebrales? Es que ¿no te das cuenta de que tú para mí eres como el 30 de febrero? ¡no existes!

Cuando me dejaste se te cayó la última oportunidad conmigo

Pero con esa sonrisa cautivadora que tenía y esos ojitos que me ponía –que no sabía si eran fruto de la bebida o de que le dejé embelesado – le respondí que tenía que pensarlo…  

Y ahí estoy, tratando de descifrar si se puede ser amiga de un ex, si merece la pena tener a un ex como amigo y si, en caso de que merezca la pena, no voy a acabar enamorada otra vez de él….

¿Es posible ser amig@ de un@ ex? ¿os ha pasado alguna vez eso?

OMG con esa duda en la cabeza ¡¡¡necesito vuestros consejos!!!

Cómo? Otra vez San Valentín???



Como decía el otro día en un comentario nuestra amiga Blanche (Esos detalles inesperados que te dejan sin habla, sin capacidad de reacción…) se acerca el día de San Valentín, esa fecha tan temida para las solteras porque nos recuerda que no tenemos pareja con la que celebrar ese momento tan «supuestamente»especial y romántico…

Yo, hasta hace unos años, me deprimía bastante ver que llegaba ese día y que, por enésimo año, seguía sin pareja, sin nadie con quien poder disfrutarlo… Porque otra cosa no, pero

este-cupido-mio-tiene-mas-peligro-que

Porque en mis 40 años de vida, su puntería ha dejado mucho que desear, aunque, he de decir, que a mí me lleva el corazón acribillado a flechazos… pero, a día de hoy, desconozco hacia dónde han ido a parar las otras flechas que, se supone, envió como supuestas parejas mías… aggggg…

se-aceptan-donativos

Os hablaré de lo que me pasó para hablar así de Cupido en el especial que estoy preparando para compartir con vosotras el día 14 de febrero, porque,


como siga así,  yo a este angelito del amor se lo voy a explicar bien explicadito la próxima vez que me lo cruce… ¡¡Sí señor!!


Pero, Rose, céntrate en lo que quieres contar hoy…. que te enciendes y pierdes el sentido….


Al grano:

Esa percepción de día súper romántico y especialmente diseñado para estar con tu pareja empezó a cambiar cuando comencé a darme cuenta de que la mayoría de hombres sienten ese día como una obligación, como si, tener que preparar una sorpresa, tener que ir a elegir un regalo, pensar en algo romántico…. supusiese contagiarse de una terrible enfermedad que les lleva hasta un estado de shock… y pensé,

Rose, mejor estar sola que al lado de un hombre que vive esos momentos cual pesadilla, con sudores fríos y mal humor… y debe ser que me lo tomé tan en serio que años después, sigo soltera y sin pareja para esta fecha otra vez…

O quizás es que ese hombre que viene a estar conmigo y quiere sorprenderme, aunque sea en San Valentín, ha cogido una rotonda y no acaba de salir de ella.


Y es que el 14 de febrero es un día o muy amado, o muy odiado… No hay términos medios….

Entre las excusas de los que se niegan a celebrarlo, hay chicos que piensan que es muy comercial… Hay otros que dicen: “El amor se demuestra todos los días…”… Y, lo que es peor, las chicas nos mimetizamos con ellos y acabamos cediendo en el intento de celebrarlo… usando sus mismas excusas…

Y digo yo “Qué más da que sea un día “comercial”?

Precisamente porque las tiendas y las páginas web se llenan de maravillosas ideas, es cuando los chicos deberían aprovechar para sorprendernos con uno de Esos detalles inesperados que te dejan sin habla, sin capacidad de reacción


Y sí, también estoy de acuerdo con esos que dicen que “El amor se demuestra todos los días”..

Y, pienso, pues también el 14 de febrero es uno de esos días; así que, fuera excusas y saca todas tus armas seductoras y románticas para decirle que todavía piensas en ella y le has dedicado parte de tu tiempo en preparar esa  demostración de amor especial…

Me encantaría saber de qué tienen miedos los hombres realmente cuando se trata de exhibir su romanticismo delante de su chica…


Y también me encantaría entender por qué las mujeres nos conformamos con seguir la corriente a los hombres cuando ponen este tipo de excusas para no hacernos regalos ni dedicarnos un detalle “especial” en un día señalado…

Así que todas aquellas que podáis celebrar San Valentín con vuestra pareja, os animo a hacerlo…

Y a aquellas que, como yo, no tengáis pareja con quien celebrarlo, aprovechad para pasar un día especial con vuestro grupo de amigas, que no se diga que no somos capaces de disfrutar de un día “comercialmente romántico”…

a-celebrar-san-valentin-se-ha-dicho


Recordad que el día 14 de febrero habrá una publicación especial donde os contaré qué pasó con mi último flechazo fallido….


¿Os parece si compartimos fotos de esa celebración en la página de Rose Apelton de Facebook (@ByRoseApelton), de Instagram (@roseapelton) o de Twitter (@roseapelton), para demostrar al mundo que nosotras, sí sabemos disfrutar de esos días especiales?

Espero vuestros comentarios, sugerencias y fotos 😉😉😉